La música en historias: Double Fantasy #MesJohnLennon

 




Hace 40 años, John Lennon y Yoko Ono lanzaron su álbum de regreso, Double Fantasy. Esta publicación marcó el primer lanzamiento de Lennon desde su retiro autoimpuesto de cinco años del negocio de la música en 1975, tiempo durante el cual se describió como un "marido de casa" y paso eso años en Manhattan criando al hijo de la pareja, Sean, mientras Yoko administraba las finanzas de la pareja. Tras el lanzamiento del álbum, Lennon hizo una entrevista en la que dijo que sus canciones en Double Fantasy salieron solas. Contrariamente a lo que Lennon le dijo a la revista, la mayoría de la música de Double Fantasy en realidad data de varios años atrás, y no fue la única música que compuso durante su "retiro". Lennon había comenzado a grabar demos en 1976 para un par de proyectos que nunca vieron la luz del día: un séptimo álbum de estudio no realizado llamado Between The Lines, y un musical basado en su vida con Yoko, llamado The Ballad Of John And Yoko. La música y las letras de ambos proyectos inconclusos se abrieron camino en las canciones firmadas por Lennon en este disco



Cuando Lennon viajo a las Bermudas en junio de 1980, trajo consigo una guitarra acústica y docenas de cintas de casete grabadas, que contenían fragmentos de canciones, que finalmente se convirtieron en "(Just Like) Starting Over" y "Beautiful Boy (Darling Boy)", allí fue también donde compuso "Woman", una canción a la que en broma se refirió como "la pista de los Beatles" debido a sus armonías intrincadas y relajantes. Estas canciones, junto con "Watching The Wheels" ya terminada, se convirtieron en la base de Double Fantasy.Después de varios días de preproducción con los músicos en el apartamento de la pareja en el Upper West Side, el Dakota, y en los estudios SIR, John y Yoko comenzaron oficialmente a grabar Double Fantasy el 7 de agosto de 1980 en Hit Factory en West 54th Street entre las avenidas Ninth y 10th. .

 

Durante esas sesiones, grabaron material suficiente para dos álbumes, uno que se lanzaría en otoño y otro llamado Milk And Honey, que se lanzaría en la primavera de 1981. Para garantizar su libertad artística, los Lennon's decidió financiar el álbum ellos mismos y luego firmar con la compañía discográfica con la oferta más alta. Finalmente firmaron con Geffen Records distribuido por Warner Brothers, por millones menos de lo que ofrecían los sellos principales, únicamente porque el suyo era el único sello que no exigía escuchar primero las cintas completas y Geffen se acercó a Yoko personalmente.

 

Cuando Double Fantasy finalmente se lanzó el 17 de noviembre de 1980, las críticas fueron variadas. Algunos críticos criticaron a Lennon porque creían que las canciones de Double Fantasy mostraban que había perdido su personalidad porque muchas de las canciones trataban sobre las alegrías de la paternidad y la felicidad doméstica. Y, en un extraño cambio, las pistas de Yoko, que en realidad fueron arregladas por Lennon, recibieron muchas críticas favorables por lo que algunos críticos llamaron su uso innovador de ritmos de baile orientados al funk. El 8 de diciembre de 1980, el día en que Lennon fue asesinado, el primer sencillo del álbum, "(Just Like) Starting Over", había alcanzado el número seis en la lista de sencillos y Double Fantasy acababa de llegar a las listas de álbumes. Menos de tres semanas después de la tragedia, el 27 de diciembre de 1980, "(Just Like) Starting Over" encabezó el Billboard Hot 100 durante la primera de cinco semanas, mientras que Double Fantasy llegó a la cima de las listas de álbumes durante ocho semanas.  Después de la muerte de Lennon, se lanzaron otros dos sencillos de Double Fantasy : "Woman", que pasó al número dos, y "Watching The Wheels", que alcanzó el puesto número diez. El 24 de febrero de 1982, Double Fantasy recibió el premio Grammy de 1981 por Álbum del año. La ceremonia marcó la primera aparición pública de Sean Lennon, de seis años, cuando acompañó a su madre al podio para recoger el premio.

 



El primer sencillo, "(Just Like) Starting Over", es una buena canción, pero lejos de lo que Lennon nos había entregado, demasiado contenido lírico. Para compensar encontramos “Watching the Wheels" y "Woman", sin duda dos de sus mejores canciones tras sus trabajos en The Beatles. "Watching the Wheels" es una canción sobre el artista reflexionando sobre la mediana edad (Lennon tenía 40 años cuando se lanzó el álbum y en el momento de su muerte). Y si alguna vez has estado enamorado, me refiero al amor real, entonces conoces el sentimiento que está incrustado en "Mujer". Lennon ha admitido que la canción no era solo para Ono, sino que estaba destinada a todas las mujeres.

40 años después, Double Fantasy es un buen álbum, tiene un par de canciones realmente geniales. Pero el asesinato de John Lennon y Double Fantasy están indisolublemente vinculados. Evaluar el álbum independientemente del asesinato, incluso 40 años después, es imposible.

Comentarios