La música en historias: Fireball - #MesDeepPurple

 

Fireball, Deep Purple


     El quinto álbum de estudio de Deep Purple, Fireball, es grabado en diez meses, un periodo que puede parecer mucho, pero la realidad fue otra bien diferente. En el periodo que comprende la grabación del material que comprende Fireball, el grupo da nada menos que 120 conciertos, a los que podemos sumar las grabaciones de los proyectos en solitario Gemini suite de John Lord y Jesucristo Superstar de Ian Gillan. La actividad del grupo es frenética, quizás porque John Colleta y Tony Edwards, los mánagers que guian los designios de la agrupación púrpura, ya habían saboreado las mieles del éxito y no querían que sus gallinas de los huevos de oro dejaran de producir.

El resultado es Fireball, publicado en 1971 por la discográfica Warner Bros. Records. Para la grabación del disco se utilizaron tres estudios, los De Lane Lea Studios y los Olympic Studios, ambos de Londres, y The Hermitage, en Welcombe, una localidad al norte de Devon, Inglaterra. como promoción del disco fue lanzado el single Strange Kind of Woman, un tema que no fue publicado en la edición europea, pero sí en la que se edita en Estados Unidos, Canadá y Japón. En la europea fue incluido el tema Demon's Eye, que incompresiblemente se quedó fuera de la edición para Japón, Canadá y Japón.

Musicalmente, el disco tiene toques muy rockeros, pasando por momentos folk y psicodélicos. Ninguno de los componentes del grupo, Gillan, Blackmore, Lord, Glover y Paice, quedaron contentos con el resultado, pues el disco, al contrario de su antecesor, In Rock, no tenía una dirección clara en cuanto a sonido. el grupo achacó este desconcierto compositivo al hecho de tener que componer y grabar el material a ratos, mientras estaban inmersos en la agotadora gira de conciertos del disco In Rock. Sin embargo, el disco alcanzó el puesto número 1 en Reino Unido, Bélgica, alemania, Dinamarca y Suecia, convirtiéndose además en el primer disco que triunfaba en el mercado japonés.







Abre el disco Fireball, tema acreditado, al igual que el resto de los temas, a los cinco componentes de la banda. Roger Glover sugirió al productor del disco, Martin Birch, que el sonido de una máquina en marcha sería el comienzo ideal de la canción y del disco. A Birch no se le ocurría nada que pudiera encajar con la petición, pero el ingeniero asistente Mike Thorne tuvo una idea, utilizar el sonido de una unidad de aire acondicionado. Así comienza un tema que tampoco tiene sólo de guitarra, el cual es sustituido por un sólo de bajo de Roger Glover, seguido de un sólo de teclados de John Lord. En cuanto a la temática, una chica tiene al cantante en puro estado de nerviosismo, ella es una mujer mágica que está destruyendo el alma del cantante, puede que ni siquiera sea de éste planeta, pero él la ama. Con el sonido del aire acondicionado se quiso emular el sonido de una bola de fuego que atraviesa el espacio, dando al disco un comienzo furioso y futurista. Este tema también tiene otra curiosidad, está considerado como el primero del hard rock en usar doble bombo en la batería. No No No, tema vibrante pero quizás algo repetitivo en la letra. Según algunas fuentes, apuntan a que para componer el tema, se basaron en el cantante, compositor y multiinstrumetista estadounidense Johnny Shuggie Otis. Strange Kind of Woman, otro de los momentos grandes del álbum junto con Fireball. Lanzado como sencillo de adelanto del disco, el tema cuenta la historia de una mujer llamada Nancy, quien a pesar de no tener un bello rostro, vuelve locos a todos los hombres. Sobre el tema, Gillan ha dado diversas interpretaciones, una decía que el tema trataba de uno de sus amigos que estuvo cortejando a una mujer, consiguió casarse con ella, pero tres día después de la boda ella murió. También comentó que el tema trataba de una prostituta que intenta librarse de su profesión. De hecho el tema debía llamarse Prostitute, pero sabiendo que iban a tener problemas con la censura, cambiaron el título. En directo no concebimos este tema sin el mítico duelo que se marcaban al final del tema Gillan con la voz y Blcakmore con la guitarra. El tema, incomprensiblemte no fue editado en la versión europea, y en su lugar se incluyó el blusero Demon's Eye, temazo que también debería haber sido incluido en la edición para Estados Unidos, Canadá y Japón. Cierra la cara A Anyone's Daughter, un curioso tema tocado a modo de country blues donde disfrutamos de la humorística interpretación de Gillan, que nos relata las desventuras de un hombre con la hija de un granjero y la hija de un juez antes de casarse con la hija de un hombre rico.

Abre la cara B The Mule, el tema que cierra el poker de ases del disco junto a Fireball, Demon's EyeStrange Kind of Woman. La canción empieza con el sonido de un tambor durante unos diez segundos, para después entrar el bajo, la guitarra y los teclados, y entonces Gillan empieza a hablar de The Mule, quien es Lucifer, y algunos de sus amigos que se encuentran en el lugar esa noche. También hay quien dice que el tema se inspiró en el personaje The Mule, de la novela Foundation e Empire de Isaac Asimov. Este tema se convirtió en un clásico en directo, pues al final del tema Ian Paice se marca un sólo de batería demoledor. El sólo no está incluido en la versión de estudio debido a un error que hizo que aproximadamente la mitad de las pistas de audio de batería fueran borradas mientas se grababa la canción en el estudio. Fools, quizá uno de los momentos más flojos del disco, donde el grupo flirtea con el rock progresivo. El disco cierra con No ONe Came, donde tema donde los potentes riffs blackmore se entremezclan con los teclados de Lord para regalarnos un digno cierre de un disco. Fireball, aún no siendo un disco tan redondo como el anterior, In Rock, y con una temática de sonido algo dispersa, es un disco indispensable en cualquier biblioteca musical de rock que se precie.

Comentarios